Luenzo busca restituir el precio diferencial de los combustibles para la Patagonia

Luenzo busca restituir el precio diferencial de los combustibles para la Patagonia

“Solicité al gobierno la restitución de la excepción del pago del Impuesto a la Transferencia de los Combustibles a los consumidores de las provincias patagónicas. Después de casi 100 años de abastecer al país de combustibles –con Comodoro Rivadavia como eje de la producción petrolera nacional y sin que la Patagonia obtuviera la radicación de ninguna destilería ni petroquímica– el Estado nacional nos quitó un régimen diferencial que había sido justamente compensatorio, y que representaba casi un 50% en el valor de la nafta y el gasoil con respecto al resto del país”, expresó el senador Luenzo, al solicitar la revisión de la medida.

“No se trata de una necesidad caprichosa. Las grandes distancias existentes en Patagonia y el uso del automóvil como una herramienta de trabajo y no como bien suntuario, sumados al mayor costo de vida, a la condición de provincias productoras de hidrocarburos y la necesidad de promocionar y tornar competitivas actividades como el turismo, la pesca, la industria y el transporte, entre otros, hace imperioso contar con este diferencial”, aseguró Luenzo.

Durante los últimos años, a través del decreto, 434/2000 y con el Presupuesto 2001, se ha intentando afectar el régimen y eliminar el diferencial, pero en esas situaciones se pudo conservar gracias a la fuerte reacción de la sociedad patagónica y al rechazo de diputados y senadores nacionales de la región”, detalló.

Sin embargo, ese diferencial del 50% se fue perdiendo mediante varios mecanismos que perjudicaron a la región. En 2015 se sancionó una ley por la cual se ampliaba el beneficio del diferencial patagónico de combustibles a las provincias de Neuquén, Río Negro y La Pampa, y a las localidades de Carmen de Patagones, en Buenos Aires, y Malargüe, en Mendoza. La norma garantizaba un diferencial para la región con respecto al resto del país, de un 20% en el precio de las naftas y de un 10% en el gasoil.

Como golpe de gracia, en diciembre de 2017 por medio de la ley 27430/17 se derogó el art. 7º que exceptuaba del pago del Impuesto a la Transferencia de los Combustibles a los consumidores de las provincias patagónicas.

“Los patagónicos vamos a hacer frente a este y a otros atropellos hacia nuestra región, y vamos a defender el prácticamente único beneficio que al habitante del sur le quedaba del conjunto de políticas y estrategias de desarrollo regional, que alguna vez el país supo tener para con la Patagonia”, concluyó Luenzo.

Dejar comentario